peperonity.net
Welcome, guest. You are not logged in.
Log in or join for free!
 
Stay logged in
Forgot login details?

Login
Stay logged in

For free!
Get started!

Multimedia gallery


bathory87.peperonity.net

[vamp. & ciencia]

El Vampirismo y la Ciencia

Realidades (Transformaciones clínicas y/o patológicas)



- Hematofagia

Ingestión de sangre propia o de extraños, con fines de placer, excitación erótica, nutrición o por rituales.

Hay un grupo importante de clubes en las grandes ciudades, donde los miembros llamados VIP (Vampire Interested People) intercambian su sangre, produciéndose mutuamente heridas o chupando vendas ensangrentadas, extraídas de quirófanos y salas de urgencias de los hospitales

Con la propagación del SIDA, se frenó un poco esta actividad, dando lugar al Autovampirismo, que consiste en provocarse heridas uno mismo, para beber su propia sangre.



-La Catalepsia

En muchos casos se enterraban personas vivas que estaban en un estado de sueño profundo y que luego, al despertar y sufrir un ataque de pánico como consecuencia de encontrarse encerradas en un ataúd, se rompían las uñas en un baldío intento de levantar la tapa y escapar. Cuando se producía alguna epidemia que diezmaba la población o sucedían muertes inexplicables, los campesinos exhumaban las tumbas y en ocasiones hallaban cadáveres con expresiones agónicas, las uñas melladas y cubiertas de sangre y el estómago abotargado. Esto les llevaba a la creencia de que era un no muerto y, por tanto, el causante de todos los males; de modo que para acabar con él le clavaban una estaca en el corazón y le cortaban la cabeza. A los anatematizados por la Iglesia con el estigma de vampiro se les enterraba en los cruces de caminos, para confundirles en el caso de que decidiesen abandonar sus fosas.



- Porfiria

Hay quien dice que existe una base genética para explicar lo que la superstición interpretó como vampirismo. Es una enfermedad, o mejor, un grupo de enfermedades, llamadas porfirias, nombre que surge debido a que las personas afectadas tienen dificultades para sintetizar, precisamente, las porfirias, sustancias que, al combinarse con determinados metales, juegan un papel fundamental en el metabolismo de plantas y animales.
Los que padecen esta enfermedad, en especial en su variante llamada porfiria eritropoyética, no pueden exponerse al sol sin sufrir lesiones en la piel. A causa de la fotosensitividad, el enfermo huye de la luz intensa, en especial la del sol y si sale, lo hace solo de noche.
Es que la luz hace que la piel se ponga colorada y con ampollas, que luego dan lugar a horribles cicatrices. Los afectados pueden perder los dedos, nariz u orejas. Los ojos se ponen rojos y también se desarrollan pelos anormalmente, lo que se llama hirsutismo o hipertricosis.
Como puede apreciarse, la porfiria eritropoyética daría al enfermo gran parte de las características que la leyenda le atribuye al vampiro (pálido por la anemia, con ojos rojos y pelos en las palmas de las manos, algunos además con una tonalidad rojiza en los dientes, etc.).

La causa genética de las porfirias es un mal funcionamiento de la secuencia enzimática del grupo HEM o HEMO de la Hemoglobina, pigmento de la sangre que hace que esta sea roja. El grupo HEM es quien transporta el oxigeno de los pulmones al resto de las células del organismo.



Tenemos así, en plena Europa medieval por dar una época y un lugar, un pobre hombre que vaga por las noches, porque no soporta el sol, ostentando la palidez típica de la falta de hemoglobina y los dientes enrojecidos...vayan haciéndose el escenario.

Parece que, así como en países pobres se conocen casos de niños desnutridos que, inconscientemente trataban de compensar su carencia de minerales comiendo tierra o lamiendo paredes pintadas con cal, algunos porfiricos sentían necesidad de beber sangre, para abastecerse de hemoglobina.

La naturaleza genética de las porfirias, sumada a costumbres endogámicas entre algunos grupos étnicos y otros factores medioambientales podrían haber desencadenado la enfermedad en personas genéticamente predispuestas... y de aquí la idea que quien fuese mordido por un vampiro se convertía en uno de ellos a su vez.



El Ajo y los Vampiros



En nuestros hígados poseemos una enzima conocida como citocromo P-450. La función de esta enzima, junto con otras, es la de remover del organismo sustancias que no son solubles en agua produciendo productos que si son hidrosolubles, y así desintoxicar el hígado. El citocromo P-450 posee, al igual que la hemoglobina. el llamado grupo HEM o HEMO. En este caso sin embargo, el grupo HEM cumple una tarea diferente. Este grupo HEM puede ser destruido si te toman determinadas drogas o compuestos orgánicos, como por ejemplo, el ajo, uno de cuyos principales constituyentes es el dialkilsulfito. La ingesta o aspiración de ajo puede aumentar las severidad de un ataque de porfiria, porque le disminuye aún más el hemo al enfermo.





This page:




Help/FAQ | Terms | Imprint
Home People Pictures Videos Sites Blogs Chat
Top
.