peperonity.net
Welcome, guest. You are not logged in.
Log in or join for free!
 
Stay logged in
Forgot login details?

Login
Stay logged in

For free!
Get started!

Text page


fe b b the rose posters - Newest pictures Wallpaper pics Wallpaper
ecos.de.fe.peperonity.net

[»«]El Último Día De La Vida [»«]

-·=»‡«=·-
(¯`•¸¸•´¯)
`·.¸¸.·´

El Último Día De La Vida


Quisiera en este momento hacer contigo una reflexión sobre la propia vida, que nos ayude y que sea sincera; que nos ayude a vivir cada vez mejor y así podamos llegar al final de la misma con la certeza y alegría de haber cumplido con la misión, que al fin y al cabo es lo único que importa.

Vamos a pensar en el último día de nuestra vida, para tomar las decisiones que entonces quisiéramos haber tomado, pero que ya será imposible tomar.

Este último día es un día cualquiera para los demás, pero para ti es cuándo todo lo de aquí termina, las últimas horas, el último minuto, y la vida se acabó. Comienza la eternidad. Se fueron las oportunidades, lo que hiciste quedó hecho, lo que no hiciste quedó sin hacer. Se quedan aquí los placeres y pasatiempos para seguir engañando a otros, se quedan aquí los sufrimientos que tanto te asustaban y pudieron haberte hecho un gran hombre, un gran cristiano. Se queda el dinero, el oro, la plata, los dólares, los vestidos, las vacaciones, los libros, la música y el baile, los perfumes y las vanidades; en tu equipaje para la eternidad llevarás sólo dos cosas: Las buenas obras y las malas obras...

Te encuentras con Dios, sólo Él y tú. Con el Dios de tu Iglesia, con el Dios de tus misas y comuniones al menos una vez al año, con el Cristo que por un tiempo te entusiasmó, que se te hizo lo más bello y grande del mundo, con el Cristo que por poco te convence, Cristo que te llamó una, cien, mil veces en la vida con un amor que jamás tuviste ni tendrás. ¡Cuántas cosas grandes y hermosas, te propusiste hacer!. ¡Qué alegría te dará en ese momento las cosas buenas que hiciste, qué tristeza las cosas que no hiciste! Si volviera a empezar...

Pero, muchas veces sucede aquello de que cuando pude no quise, y ahora que quiero, ya no puedo. Aquella voz que llamó a tu puerta tantas veces, aquel amigo verdadero que te ofreció más amor, y gracias que todos los hombres del mundo, aquel Dios que con tu pequeñez podía haber construido el gran cristiano, el gran hombre o la gran mujer que se propuso lograr desde la eternidad.

¿Qué te importan ahora las concesiones a la sensualidad, las faltas contra los mandamientos? Lo bailado ya nadie me lo quita. Está bien, pero las cosas humanas una vez pasadas, nada son. Son un simple recuerdo de algo que no volverá.

"Recuerde el alma dormida, avive el seso y despierte contemplando cómo se pasa la vida, como se llega la muerte tan callando; cuán presto se va el placer, cómo después de acordado, da dolor", así nos dice el poeta Jorge Manrique. Quisieras haber sido un gran hombre, un gran cristiano, un gran bienhechor de tus hermanos, un padre grande, una gran madre, gran esposo o esposa...

¿Por qué no te decides a serlo desde ahora? El infierno, dicen, que está tapizado de buenas intenciones, pero el cielo está alfombrado de propósitos cumplidos. Tan fácil como esto, querer es poder, ganar el cielo es querer ganarlo, ser un gran hombre, un gran cristiano se logra queriendo serlo, pero no queriendo un rato, porque un rato todos hemos deseado, incluso ser santos.

Quererlo ser de una vez por todas y todos los días, aun a pesar de haber fracasado, querer hasta el último día de la vida, hasta el último aliento, aprovechar el tiempo, hacerlo rendir por la causa de Cristo y de los hombres, que es la mejor causa del mundo. Enamorarnos apasionadamente de esta causa, trabajar al máximo rendimiento como hacen muchos hombres y mujeres grandes, dejar las pequeñeces, las cositas, las historias, nuestro pequeño mundo tras la concha del egoísmo, de la vanidad, de la sensualidad, y ampliar los horizontes de los ideales nobles. ¿Qué quisiera haber sido al final de la vida? Esto debe ser hoy. ¿Tendrás que decir "pude y no quise" o "pude y quise"?.

Decía un gran hombre: "Al final de la vida sólo queda lo que hayamos hecho por Dios y por nuestros hermanos".



"Al atardecer de la vida te examinarán el amor". Procura llegar a esa hora rico de ese don, aunque te hayan robado todo lo demás.


This page:




Help/FAQ | Terms | Imprint
Home People Pictures Videos Sites Blogs Chat
Top
.